1.12.13

Reseña de Chiens.

Foto de autor desconocido, tomada en el Festival Increíble celebrado en la "Estación de los Deseos" donde el escriba de la reseña adquirió nuestras simpáticas revistas. 

El Sr. Julián Blas ha tenido la trasnochada idea de considerar que su invalorable e irrecuperable tiempo debía ser malgastado en redactar un artículo sobre nuestra publicación para la Revista Kirk!. También que Le Chien era digno de ser incorporado a la enciclopedia del fanzine, extraordinario proyecto que lleva adelante junto al Sr. Roberto Barreiro y que tiene por nombre Zinerama.
Invitamos a los interesados a conocer que se dice (por vez primera) de Le Chien en la web. 
¡Y desde acá celebramos y agradecemos la falta de juicio de Julián!

Reseña en Zinerama.

Artículo de la Revista Kirk!

18.10.13

¡Nuevo Número!






Dijo la Crítica en el Pre-Estreno:

* ¡Esta mierda lleva tiempo!
* De simpático no tiene nada.
* Está justo... justo para que te detenga la policía.
* Siempre se la agarra con Cortázar.
*Esta chobi, con ese hocico, ¿sabés los petes que me hace?

Para ver nuestro N° 4, pinche aquí.

Para ver sus Aclaraciones, aquí.

12.9.13

Breve Poética Francesa

Simpática historia aparecida en el Volumen 2 de "Politicamente Inaceptable", del maestro Philippe Vuillemin. Para que se vaya respirando el fétido aire de nuestro próximo número o parte de él (cada vez más cerca de la imprenta, de la fotocopiadora, 'bah) que no contará con la participación del buen Philippe pero sí con mucha mierda. 
Terminado de leer estas páginas, entenderán a que nos referimos...


20.8.13

Tiempo, Dinero y Pongodelfisum



Alguien en el Staff de Le Chien, contra todos los pronósticos, consideró que hacer una historieta empleando la vieja técnica de la xilografía era una buena idea. Tal decisión, concebida en un contexto de atraso en los tiempos de entrega, fue tomada unilateralmente y sólo acarreó más demora en la salida del dilatado N°4.



El proceso de creación, despilfarro de tiempo –y por ende, de dinero- para dos miserables páginas es más o menos el siguiente: 
un tímido boceto se pasa en limpio a un dibujo original hecho en tinta; éste es fotocopiado en hojas de calco para poder ser puesto de manera invertida sobre el taco de madera –fibrofácil en realidad- (preparado previamente con tinta china negra y goma laca). Con un papel carbónico blanco debajo del calco, se redibujan las imágenes sobre él, trasladándolas –de este modo- al taco. Luego, armado de gubias, se talla conservando lo que en el dibujo se ve negro. Terminada la talla, se entinta con rodillo y tinta gráfica, se ubica una hoja encima del fibrofácil y se imprime ejerciendo presión, sea con cuchara de madera, sea con prensa de grabado. 



Una tira del precario boceto inicial.

Un innecesario segundo boceto.
 
El original en tinta; nótese la corrección del brazo en la tercera viñeta.

El llamado "Original Múltiple", impresión directa del taco.



Esta concepción del fansín, que pese a las limitaciones técnicas del autor busca el mejor resultado gráfico posible, con énfasis puesto en el aspecto plástico, está reñida abiertamente con la que hoy por hoy es la nueva movida que está pegando en el reducido mundillo de los tebeos amateurs.

La economía de tiempo, de recursos, de páginas, de plata y de dibujo es la nueva tendencia que impone Le Pongodelfisum, movimiento estético/ filosófico que avanza sumando adeptos y que actualmente está siendo objeto de los más sesudos análisis.

"Solo de Batería" obra cumbre de Le Pongodelfisum.

Es evidente que las sombras detrás de Le Chien, buscan llamar la atención con una presunta disidencia estética y darse aires de artistas con estas burdas estratagemas. 
Encima, vean el resultado ¡Vaya fiasco!





Originales (Bocetos, Dibujos, Calcos, Tacos, Impresiones, Etc.) y meses para un par de páginas.

18.6.13

Interrogantes.





Y mientras se inicia el proceso contra los trabajadores de La Heras y la plaza seca del Centro Cultural San Martín permanece cerrada al amparo de la Metropolitana y sus balas de plomo, comienza un nuevo “Festival Emergente”. La sexta edición propone lo mismo que las anteriores: lavado de cara cultural para el gobierno de la Ciudad y cultura joven para respirar en cada esquina.
La cita no podía ser más tentadora: cine, bandas, desfiles de moda, stand up, arte callejero, Dj´s y Vj´s, espacio de peluquería para “intervenir cabezas” (prometen rastas y peinados sincro flow para cambiar el look), una muestra sobre John Lennon (que -aclaran- incluye su faceta de activista político), la presencia de Fuerza Bruta (¡Sí, los que organizaron el funeral de Kirchner!), campaña de Invierno de BA Solidario (para los excluidos que la gestión genera), disquerías de sellos independientes, revistas de cultura joven y…fansíns!

Hay anunciada una larga lista de expositores –desconocemos las instancias de selección-, casi todos dibujantes de fansíns y revistas autoeditadas.
Por supuesto, nuestro pasquín –como un fansín más- fue invitado a participar, hacia finales de abril, de la edición 2013 del Festival. 

Jamás concebimos una declaración de principio de Le Chien, ni nada que se le parezca y pese a la diversidad de criterios (que por ejemplo nos llevó a diferencias sobre la colaboración en el N°2 de “Comix por Mariano”) coincidimos en un punto.  

Nada tiene que hacer una publicación autogestionada como ésta en un espacio propiciado por un gobierno que ha demostrado en la Sala Alberdi lo que realmente piensa de la cultura. Motivos similares nos llevaron a no asistir al festival Viñetas Sueltas celebrado en Tecnópolis el año pasado: nuestra publicación tirifila no desea contribuir, por insignificante que la contribución sea, con el maquillaje de ningún gobierno.

Al menos hasta que se nos haga una propuesta realmente seria para convertirnos en fansineros orgánicos; una publicación sobre la “Década Ganada” en Telam, el encargo del segundo capítulo de “Haciendo Memoria” o por qué no, una historieta institucional del Pro con las grandes hazañas de Mauricio y su Metropolitana (vamos pensando ideas)…
Mientras tanto, seguimos con la pose rebelde, puesto que el día que consigamos un editor, ¡Esto se acaba, muchachos!.


Ejemplo de historieta militante al que aspiramos (se aceptan propuestas del Peronismo Federal).

 Le Chien Avec Pulover no descartan participar de un futuro número de tan audaz revisión histórica.


Quedan aún diversos interrogantes…

¿Debería Le Chien haber participado diversificando su público y promoviendo su irrelevante y nada revulsivo contenido en territorio enemigo?

¿La no presencia implica una automarginación deliberada y completamente inconducente?

¿Tendrá Le Chien que esperar mucho una jugosa oferta oficial?

¿Es Le Chien una revista de cultura joven?

¿Necesita el Staff del reiteradamente mencionado pasquín una visita al espacio de pelookeria?